martes, 27 de marzo de 2007

Formas verbales que indican anterioridad (II)

Seguimos: Otras formas que indican anterioridad son el pretérito pluscuamperfecto de indicativo (había llegado), que señala una acción que es anterior a otra, por ejemplo Cuando llegué, había salido; y la forma de pretérito pluscuamperfecto de subjuntivo, hube llegado, claramente en desuso , que tiene el mismo valor: (O-V)-V. Son pocas las personas que utilizan expresiones tipo luego que hubo saludado o luego que hubo salido (igual Luis María Ansón o Jimenez Losantos, jeje). Puede sorprender que el futuro perfecto también pueda indicar anterioridad, de hecho, aqui la acción también se da por terminada. En el ejemplo Cuando llegues, habré cenado queda claro que el hecho de cenar es anterior al hecho de llegar. La grafía de esta forma temporal es (O+V)-V.

El condicional compuesto merece un apartado especial, ya que, a diferencia de las demás formas, tiene 2 puntos de referencia. Veamos la frase Me dijo que cuando llegaras se habría marchado: Me dijo marca claramente que se trata de un hecho anterior (O-V), se habría marchado nos lleva hacia adelante (+V), para volver atrás con cuando llegaras. [(O-V)+V]-V.

        Pasado  ------------------------------Origen (ahora)--------------(Futuro)------>
            |
        Me dijo que -----------------------
                                              |
               ------------- se habría marchado
                  |
        cuando llegaras.



Formas verbales que indican anterioridad (I)

Seguimos con los usos rectos de las formas temporales, esta vez con las formas que indican anterioridad.

Todos tenemos en mente el pretérito indefinido (llegué) y el pretérito perfecto (he llegado), son los tiempos verbales que más utilizamos. Veamos ejemplos para cada uno de ellos:
- Pretérito indefinido: ayer salí, fui al cine... Con este tiempo verbal hablamos de acciones que tienen un principio y un final (que han finalizado). Suelen llevar un adverbio temporal, aunque no es necesario. Grafïa: O-V.
- Pretérito perfecto: He comido un bocadillo, he pasado por clase... Aunque aquí también hablamos de un hecho que tiene principio y final, indudablemente tiene un vínculo más estrecho con el momento de emisión, al tratarse de una acción casi simultánea a éste. Grafía: (OoV)-V.

Veamos unos ejemplos algo más "puñeteros": En Dice que ha salido está claro que la grafía debe ser (OoV) -V, la forma temporal dice indica la simultaneidad con el momento de emisión. Pero, ¿y en Ha dicho que ha salido? Por un lado tenemos un hecho que es anterior aunque estrechamente vinculado al momento de origen, por el otro que ha salido nos retrotrae a otro momento posterior, así que la grafía debería corresponder a [(OoV)-V] -V. Finalmente está el ejemplo Dijo que ha salido , aqui hay algo que falla, ¿verdad? La agramaticalidad se encuentra en el hecho que ha salido es anterior a dijo (teniendo como punto de origen la emisión), lo que crea una incoherencia temporal. El pretérito imperfecto sólo se puede utilizar cuando coge como punto de referencia un punto simultáneo o el propio tiempo imperfecto, nunca un punto anterior.

Sigamos: las expresiones generalistas (toda la vida, siempre, etc) suelen utilizar el pretérito perfecto, aunque pueda sonar un poco extraño. El motivo es que estas expresiones llegan hasta el momento de emisión. Un buen ejemplo sería Toda mi vida lo he creído un inútil, pero ayer me demostró que no lo era (nota: a saber en quién pensaba mi profesor al dar este ejemplo). Toda la vida llega hasta el momento de emisión, mientras que me demostró se refiere directamente a ayer, con lo que se debe entender que es una acción cerrada y acabada (valga la redundancia).

lunes, 26 de marzo de 2007

Ja sóc de l'Àrea Verda

Després d'empadronar-me i de donar d'alta el cotxe a Barcelona, he passat per l'Oficina de l'Àrea Verda per a conseguir el distintiu de resident i, per tant, poder aparcar al meu futur barri pagant "només" 20 céntims al dia, 1 euro a la setmana, vaja. Jo no sé fins a quin punt això és constitucional, vull dir, ja paguem l'impost de circulació, no? Llavors perqué hem de pagar un altre impost que ves-a-saber per a què serveix? Tant és... l'important és que ja tinc gairebé tot a punt per la mudança, yuppie yuppie hey!!

Aceptamos barco

La semana pasada acabé de leer La cena secreta, de Javier Serra. La trama se puede reducir a un "a ver qué se descubre detrás de La última Cena, no me creo lo que dice Dan Brown". Así que lo de siempre: novela entretenida que pretende arrojar algo de luz sobre uno de los misterios más absorbentes de la últimos siglos, bla bla bla. Por lo que se refiere a la posible resolución del misterio, sólo puedo decir "aceptamos barco", es decir, el autor moldea a su antojo las interpretaciones posibles para hacer cuadrar las piezas de su puzzle. Eso sí, éstas son tan válidas como las de Dan brown y su infumable ¿para-eso-talan-árboles? Código Da Vinci. Valoración: un 6 sobre 10.
Ahora estoy enfrascado en la lectura de La mujer fantasma de William Irish. Intentaré acabarlo, aunque no soy muy optimista, tan pronto como encuentre algo mejor lo devolveré a su propietario.

jueves, 22 de marzo de 2007

Usos rectos, extendidos y dislocados en la temporalidad verbal

Antes de escribir sobre La cena secreta, de Javier Serra, una breve descripción de uno de los aspectos más importantes de los verbos en lengua castellana (o español): la capacidad de expresar un tiempo verbal que no se corresponde con el que debería ser. Por ejemplo, con el presente de indicativo podemos indicar una acción futura: "Juego al fútbol" en contraposición a "Mañana juego al fútbol". Aunque el verbo y su temporalidad se mantienen, la introducción de un elemento temporal adverbial ("mañana") hace que la propia temporalidad del verbo varie.

Existen tres formas de uso en la temporalidad verbal: el recto, el extendido y el dislocado. ¿Cual es la diferencia? Veamos: por un lado, el uso recto no implica variación alguna sobre el uso de la temporalidad verbal (aunque hay matices, como siempre), mientras que el uso extendido implica el desplazamiento del origen. Finalmente, el uso dislocado (el más complicado) implica no sólo una variación sobre el uso original, sino que, además, añade información, como la probabilidad. Un muy buen ejemplo sobre el uso dislocado es este: "¿Qué hora es? - Serán las 9".
Visto gráficamente la cosa queda así:
a) uso recto:  "Juego al fútbol" (OoV) - simultaneo al origen
b) uso extendido: "Mañana juego al fútbol" (O+V) - posterior al origen, aqui también se podría decir "Mañana jugaré al fútbol".
c) uso dislocado: "Serán las 9" (OoV)+M

miércoles, 21 de marzo de 2007

De mi última asignatura y los adverbios

Al final no aprobé el que esperaba fuese el último examen de mi carrera, así que cada lunes y miércoles me toca ir a clase. La asignatura es peor de lo que indica su nombre, se trata de saber definir exactamente qué son y para qué sirven los elementos que conforman la lengua española. A saber: nombre, adverbio, adjetivo, determinante, etc. No voy a especular con el sentido de aprender esto (sobre todo si se hace de manera tan exhaustiva como en clase), me acojo resignadamente a las palabras de un profesor de matemáticas que tuve en 3o de BUP, quien, antes de torturarnos con sus exámenes terroríficos, nos alentaba con un "no aprendeis para el colegio, aprendeis para la vida" (como si yo fuese ahora capaz de resolver funciones, jeje).

De los aspectos que más me han sorprendido (además de la absurda cantidad de palabras que existen para denominar a los nombres, tanto los propios como los comunes, una prueba más de que seguimos teniendo massa poca feina ) me quedo con el de la temporalidad adverbial, mucho más complicada de lo que parece. Intentaré hacer un pequeño resumen. Existen 3 sistemas de temporalidad adverbial:
a) el sistema primario, aquel que se refiere al momento en el que se habla. Ejemplos: ayer, la semana pasada, el año pasado, etc: gráficamente se representa así: O-V (anterior al origen), OoV (simultaneo al origen) y O+V (posterior al origen);
b) El sistema secundario, establecido sobre un punto alocéntrico o punto de partida: la víspera (PA-V), aquel (mismo) día (PAoV), la semana siguiente (PA+V), etc. Como punto alocéntrico o punto de partida entenderemos aquel momento que es diferente al momento de origen (el de habla, normalmente), por ejemplo, no podemos decir el día siguiente de hoy, ¿verdad?
c) El sistema terciario, que funciona indistintamente respecto al origen o al punto alocéntrico, con adverbios como antes (O/PA -V) o después (O/PA + V). Aqui distinguiremos a los que no dan ningún tipo de orientación temporal (antes trabajaba en casa, ahora vive en Barcelona), aquellos que marcan el tiempo cronológico ( hace 6 años) y los que indican la duración (durante 10 años, mientras jugamos).

martes, 20 de marzo de 2007

Más aventuras del Juez Di

"En el remoto distrito de Lan-fang, situado en la frontera occidental, y separado de las vastas estepas tártaras de Asia Central por sólo un río fronterizo, el Juez Di se enfrenta, consiguiendo resolverlo, con uno de los más espantosos casos de su larga carrera. Saliendo por la puerta Este de la ciudad, sobre una boscosa colina, se alza un centenario templo budista. En él está al acecho un fantasma, cometiéndose en este lugar asimismo una serie de brutales crímenenes. La investigación del Juez Di se ve complicada por el mensaje de una joven moribunda llamada Jade, así como por el robo de una gran suma de oro a un tesorero imperial". Este es el resumen que encontramos en la contraportada de la novela El fantasma del templo, de Robert van Gulik.

Esta es la cuarta aventura que leo del Juez Di, después de El monasterio encantado, La perla del emperador y El secreto del Pabellón Rojo. Y, como siempre, esta última me ha gustado más que las anteriores. ¿Motivos? Hay varios: la trama, interesante desde el primer momento y con una resolución tan sorprendente como brillante y coherente; por otro lado, se profundiza en la caracterización del Juez Di (dándonos a conocer, por ejemplo un poquito mejor a sus tres esposas - incluso una de ellas cobra protagonismo) y de su ayudante Ma Jung; y, finalmente, se amplían las descripciones de los paisajes, lugares y costumbres de aquella época, jugando un papel importante en la novela. La narración es fluida, lo que facilita la lectura. Así que mi valoración no puede ser más que positiva: un 7 sobre 10.

jueves, 15 de marzo de 2007

3 noticias sobre conducción

Mi amigo Abel me avisa de la siguiente notícia: "Un hombre acusado de conducir ebrio y chocar su camión contra un poste de luz en Estados Unidos declaró a la Policía que era un unicornio el que conducía cuando se salió de la calle, informaron medios de prensa el miércoles. Phillip Holliday, de 42 años, se declaró inocente de los cargos de conducir ebrio y poner en peligro a los demás, al comparecer ante la justicia en el Estado de Montana (oeste) el martes, indicó el periódico Billings Gazette. Su choque, ocurrido el 7 de marzo en Billings, la principal ciudad del Estado de Montana, fue presenciado por dos oficiales de policía, indicó la fiscal Ingrid Rosenquist, lo que no impidió que Holliday asegurara que era un unicornio el que conducía cuando se estrelló contra el poste de luz, poco después de no respetar un semáforo. Holliday tenía cinco condenas previas, cuatro delitos graves, 35 faltas menores y 53 violaciones de tráfico, incluidas 28 condenas por conducir con una licencia suspendida".

Como contrapartida: "Pierde tres puntos por hablar por móvil en la bicicleta" y " Absuelven al conductor pillado a 260 km/h por la autovía en Burgos porque "no provocó peligro". Iba a copiar los artículos, pero me parece que los titulares hablan por sí solos.

Psep.

miércoles, 14 de marzo de 2007

Mauricio y el último Premio Nadal

Me despierto con la noticia de que Eduardo Mendoza ha ganado el Premio Lara de Novela por Mauricio o las elecciones primarias. Me alegro por él, aunque creo que se trata más bien de un premio tipo "por toda una vida" (tipo Oscar honorífico) que no por la obra en sí. Sigo pensando que Mauricio es una novela excelente, de lo mejorcito que he leído este 2007, pero que está por debajo de otras de sus obras.

Por otro lado, esa misma noche también fueron galardonados Ildefonso Falcones (con ese nombre, no debió pasarlo bien en el colegio) por La catedral del mar y Eduardo Lago por Llámame Brooklyn . Esta última novela ganó también el Premio Nadal 2006, a mi entender, uno de los pocos premios en los que se valoran más los aspectos literarios que no los econonómicos: se trata de un libro de difícil lectura, muy denso en su concepción y su escritura, lo que provoca cierto desaliento en el lector. Aún así, entre tanta banalidad que se encuentra en las librerias, se agradece que se exija algún tipo de esfuerzo al lector.

Este año el ganador del Premio Nadal fue Felipe Benítez Reyes por Mercado de espejismos. Llevo leídas ya 342 páginas de las 398 que conforman la novela y no, no pienso seguir leyendo. Será el primer libro del año que deje inacabado (una pena), pero hace muchos días que me arrastro por su páginas, luchando contra una historia que no me interesa, a la que no encuentro el sentido ni la gracia, que no me creo y que, además, está escrita de forma barroca y artificial (recargolat, en català, no se me ocurre otra definción). Así que dejaré el libro en la estantería y buscaré otra lectura con la que amenizar mis viajes en bus y metro.

martes, 13 de marzo de 2007

Lágrimas negras

Haciendo limpieza de la música que tengo en el PC, mientras repasaba qué es lo que voy a salvar de la tecla "supr", me he topado con uno de los discos que más me han sorprendido y gustado estos últimos años: Lágrimas negras, de Bebo Valdés y El Cigala. No es del estilo de música que suelo escuchar, fusión entre el piano jazz cubano y flamenco, pero tiene algo que lo hace especial, que hace que, de vez en cuando, recurra a él para acompañarme en algún que otro momento.

Estas son las canciones del disco: Inolvidable, 20 años, Lágrimas negras, Nieblas del riachuelo, Corazón loco, Se me olvidó que te olvidé, Vete de mi, La bien pagá y Eu sei que vou te amar (cantada en portugués). Ninguna desmerece a la anterior. Os lo recomiendo... además, he visto que en el FNAC está de oferta, lo tienen a la venta por 7,95 euros.

Como curiosidad, sabed que el disco ganó un grammy latino en 2004 y que, según dijo el propio Diego El Cigala, están preparando una segunda parte.

jueves, 8 de marzo de 2007

Videoclips de "El informal"

Gracias al youtube he podido volver a ver los vídeos musicales de El informal, inolvidable programa de humor de Telecinco. Recuerdo que lo emitían después de las notícias y (casi) siempre había un motivo por el que reír. En algún sitio leí que existía la posibilidad de que sus integrantes (Javier Capitán, Florentino Fernandez, Miki Nadal, Patricia Conde y Félix Álvarez) volvieran a trabajar juntos, ya que muchos de ellos están en La Sexta, pero no creo que fuese lo mismo: fueron momentos, a mi entender, irrepetibles. Bueno, estos son los links de sus sketchs musicales:

Vacaburra: http://www.youtube.com/watch?v=8CJkXUmILrA
Que Mania: http://www.youtube.com/watch?v=UlPaE4ce814
Si la cosa está mal voy a Sacedon: http://www.youtube.com/watch?v=D658gO3hUpc
Me quiero reir: http://www.youtube.com/watch?v=gRd4eue7ceY
Pelo pa'trás: http://www.youtube.com/watch?v=bPUpwZv0kwU

miércoles, 7 de marzo de 2007

Breve: Sobre el Liverpool - Barça

No, no es broma: después de la eliminación del Barça por parte del Liverpool, algún simpático vecino de mi calle tiró 4 cohetes, supongo que para levantar los ánimos de los culés, vamos...

Eduardo Mendoza recuperado

Eduardo Mendoza es, a mi entender, uno de esos escritores a los cuales siempre se les tiene que exigir más en comparación a sus trabajos anteriores. Eso pasa cuando se es capaz de crear novelas como "La verdad sobre el caso Savolta", "El misterio de la cripta embrujada", El laberinto de las aceitunas" o "La ciudad de los prodigios" (esta no la acabé, lo admito, pero no por la novela, sino por las circunstancias personales). Entonces, cuando se escriben cosas como "La aventura del tocador de señoras" (título rancio, la historia carece de interés) o "El último trayecto de Horacio Dos" (decepcionante) quedan pocas ganas de volver a leerle. Pero los milagros existen, y gracias al regalo de mis amigos Andres e Ingrid, he podido disfrutar de una (nueva) brillantísima lectura, "Mauricio o las elecciones primarias".

Sinopsis: "Tras años de ausencia, Mauricio, un dentista con ideales pero sin carácter, regresa a Barcelona. Un encuentro casual le lleva a participar en la campaña del partido socialista y a entablar una intensa relación con dos mujeres: Clotilde, que trata de encontrar el equilibrio entre sus ilusiones y la prosaica realidad, y la conmovedora Porritos, que le revelará aspectos oscuros de su personalidad y de su mundo. Esta tríada de personajes es el centro de una acción compleja en sus implicaciones sociales y de diáfana claridad en su magistral exposición. Por primera vez Eduardo Mendoza se sitúa en la Barcelona posterior a la transición, entre las segundas elecciones autonómicas que ganará Pujol y la designación de la ciudad como sede olímpica. Retablo de una colectividad en espera del «fin de la utopía», Mauricio o las elecciones primarias es el ácido balance moral e ideológico de una época, un país y unas gentes que están tomando decisiones pero empiezan a saber que el tiempo que viven se quemará rápidamente".

El libro está escrito de forma fluida, con un estilo narrativo que carece de crítica o comentario sobre lo que se está describiendo: sólo son hechos, y es el lector el que debe extraer conclusiones y reflecionar, por ejemplo, sobre el porqué de las acciones de sus protagonistas. Igual es por eso que me ha gustado tanto: está muy bien escrito, se describe una Barcelona que salía una época oscura, se añaden temas interesantes... Sí, lectura altamente recomendable.

Pues eso. Valoración: un 8 sobre 10.

martes, 6 de marzo de 2007

Falla Peñiscola

Leo en internet que la Falla Peñiscola, de la que fui socio (¡incluso pagando cuota, jeje!) durante dos años, celebra este año su quinto aniversario. Pues nada, desde aqui, mi más sincera felicitación y mis mejores deseos para ese grupo de personas que trabajan todo el año y que no desfallece ante las adversidades. 5 años de duro trabajo empieza ser ya bastante respetable. Pues nada, ¡felicidades!

lunes, 5 de marzo de 2007

Enganchado a Prison Break

Sí. Estoy enganchado a Prison Break, una serie bárbara donde las haya. Me la recomendaron hace ya meses, aunque hasta hace poco, cuando acabamos de ver Alias, no empezamos a verla. ¿La historia? Un joven arquitecto, Michael Scofield, se mete en la carcel para sacar a su hermano, un condenado a muerte por el asesinato del hermano de la vicepresidenta de los EEUU. El elemento esencial de la fuga son los tatuajes, en los cuales, en forma de dibujos de ángeles y demonios, tiene escondidos los planos de la prisión y datos importantes para la fuga o para cuando estén fuera (gracias Wikipedia - ¡ojo! ¡Incluye spoilers!). No podemos dejar de mirar la serie, siempre decimos aquello "venga, sólo un capítulo más", pero es imposible, los capítulos siempre acaban de forma abierta, así que no hay más remedio que seguir mirando. Serie muy recomendable, lo dicho.

En España se emite por la Fox (para los afortunados del satélite) y por la Sexta (para los usuarios de la TDT), aunque gracias al emule ya están disponibles los capítulos que se emiten en los EEUU... incluso con subtítulos en castellano.

viernes, 2 de marzo de 2007

La sangre de los inocentes (y II)

Hoy he conseguido acabar la tercera novela de Julia Navarro. Bueno, debería definirla más bien como "novelón", no tanto por su contenido (lástima), como por la cantidad de páginas, 780, casi una ofensa al lector. (Creo que el último libro de Almudena Grandes incluso supera esa cifra, pienso que son 993 (!!!) las páginas que debe superar el lector antes de llegar al final sorpresa). En fin, allá voy con mis comentarios:

¿Qué es "La sangre de las inocentes"? Una novela estructurada en tres partes, en las que se abarcan diferentes momentos históricos: la toma de Montsegur y la muerte de los cátaros, la Francia y la Alemania convulsas de 1938, Israel y Palestina en sus enfrentamientos a mediados de los 50 y la época actual. Según la sinopsis que encontramos en la web del FNAC, "las luchas de poder entre los cátaros y el control que, lleva la inquisición, propician que la crónica del fraile sea un valioso tesoro a descubrir. Su última frase se convertirá en un enigma a descifrar. Siglos después, antes de iniciarse la Segunda Guerra Mundial, el conde d'Amis, descendiente de una de las grandes familias cátaras, recibirá como legado la crónica de Fray Julián. Apoyándose en la erudición del Profesor Ferdinand, insigne medievalista francés, el conde y un grupo de hombres poderosos de ideología nazi verán en las palabras del fraile las claves para alcanzar lo que más ansían: el tesoro de los cátaros, el Santo Grial. Cuando estalla la Guerra, verá con sus propios ojos como el mundo -y el suyo en particular- se desintegra. Fascinante trama llena de meandros, pistas falsas y enigmas, salpican esta brutal nueva novela, ambiciosa aventura escrita sin concesiones, llena de víctimas y verdugos en la que nadie ni nada es lo que parece ".
 
Tengo la impresión de que a Julia Navarro esta novela se le ha hecho grande, demasiados temas y todos ellos muy complicados de resumir, adaptar o, incluso, explicar. "Quién mucho abarca poco aprieta", reza el dicho, y con esa impresión me quedo. La lectura se me ha hecho farragosa, muchas páginas las he cogido con tedio y con la esperanza de que pasases algo que pudiera desencadenar algo de acción. Parece que todo se repite, que todo es lo mismo, que una página se asemeja a la otra. La novela mejora, y mucho, una vez entramos en la época actual y los acontecimientos se precipitan. Pero claro, hay que esperar unas 500 páginas para tener ese sensación de "y ahora, ¿cómo sigue?". Y eso no es bueno. Por otro lado, la búsqueda del Santo Grial aparece y desaparece como el Guadiana, ahora interesa -  ahora no, y claro, desconcierta. Y más cuando al final de la lectura el Grial carece de relevancia.

¿Lo mejor del libro? La última parte, aquella donde todas las tramas se funden y se llega a un final que, por cierto, no es tan desalentador como "La hermandad de la Sábana Santa" o "La biblia de barro". Como siempre, creemos que todo lo que se nos explica es veraz, que no hay nada que no pueda estar en estos mismos momentos. Este detalle, aunque no lo parezca, es muy importante de cara al lector: si no me creo lo que estoy leyendo nunca podré identificarme con la trama o los personajes y, entonces, perderé todo el interés. Ese es igual mi mayor problema con Matilde Asensi, no me creo nada de lo que me explica.

Recomiendo la lectura de "La sangre de los inocentes"... aunque con matices. Mejor os esperais a que salga en edición de bolsillo (que tampoco será muy barata, es lo que pasa cuando se escribe tanto) y dejais la lectura para el verano, para esas horas muertas en las que quereis aprender algo (otro punto a favor: la historia se nos explica a través de sus personajes y sus acciones, no a partir de largos discursos que parecen copiados de la wikipedia) y pasar un rato entretenidillos. Valoración: un 6,5 sobre 10.

jueves, 1 de marzo de 2007

Silencio (nada que ver con Bisbal)

Ayer no se festejó en mi calle, sólo silencio, ni tan siquiera pasó algún que otro coche o moto... Bueno, eso es debido a que la calle está cortada, no creo que la decepción colectiva que inundaba el barrio por la eliminación del Zaragoza llegase a tales extremos, jeje.